viernes, 11 de octubre de 2013

Marte vive tiempos de abundancia. Desde que regresó a primera división (en 2009) a la fecha era un aspirante eterno a semifinales que tropezaba en las jornadas claves y debía vivir de glorias pasadas, de ocho títulos ganados, pero el más cercano hace 28 años. Todo ha cambiado en el Apertura 2013.




Con 11 jornadas disputadas, los carabineros son líderes sólidos del certamen y único equipo aún invicto. Lideran con 23 puntos la tabla y están a dos de alcanzar los ideales 26 que casi siempre han asegurado un repechaje y a cinco de los 28 que también casi siempre han servido para obtener un boleto a semifinales.

Para encontrar un momento de forma tan sublime como el actual en el conjunto marciano hay que ir atrás, bastante atrás, hasta el siglo pasado inclusive. La última vez que los marcianos jugaron una semifinal fue en el Clausura 1999, primer torneo de formato corto oficial jugado en el país.

Ese torneo es, asimismo, el mejor de Marte bajo el actual formato. Ganó ocho juegos, empató siete y perdió tres. Bajo las órdenes de José Luis Rugamas, ganó 31 puntos y se coló a semifinales como segundo lugar. Ahí perdió con Firpo.



Y si quieren una meta más alta, también la tienen al alcance. De mantenerse en primera posición y finalizar así el campeonato, los pupilos de Memo serán el primer Marte en casi tres décadas que logra dicha posición. ¿El último? Exacto: el Marte campeón de 1985.

Luego de que ese equipo donde jugaban José “Mandingo” Rivas, Norberto Huezo, Rugamas, entre otros, finalizó en primer lugar, los marcianos nunca más acabaron un torneo en dicha posición.

Inclusive, nunca más volvieron a jugar una final. Desde el octavo título marciano, en ese 1985 en que la final se jugó a ida y vuelta y el cetro se definió el 25 de diciembre, en Navidad, el dios de la guerra solo jugó seis semifinales y las perdió todas. Desde entonces, el inmortal descansa en paz, pero el Apertura parece ser el torneo de su regreso.
Sitio de Atletico Ma
Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!