lunes, 29 de diciembre de 2014

Desde hacia varias semanas había mucha preocupación en el ambiente deportivo nacional porque Rodolfo Baello, uno de los argentinos pioneros de nuestro fútbol se encontraba gravemente enfermo.


El cáncer, y los derrames cerebrales, enemigos crueles y despiadado lo tenían minado, por lo cual estaba internado en el Hospital La Divina Providencia. ¡Y de repente la noticia que enluta al deporte!, y aunque ya era esperada provoca una sensación desoladora.

Fallecía un hombre de bien que gracias al fútbol llegó al país y le dedicó largos años en una fructífera carrera. Vino para el Marte y si bien no puso la primera piedra del equipo azul, contribuyo como pocos para su grandeza.

Rodolfo fue uno de los guerreros que consiguieron el bicampeonato para los Mugstans Azules en los años 69-70, luego pasó al Juventud Olímpica donde también supo de las mieles del triunfo al lograr el campeonato de 1973, militó además en el Club Deportivo Águila y fue baluarte para que los Duros del Norte consiguieran el ascenso a la Liga Mayor. Anoche fue velado en la funeraria Las colinas de Soyapango y hoy recibirá cristiana sepultura en el cementerio del mismo nombre. ¡Paz a sus restos!
Sitio de Atletico Ma
Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!